Cosas que no sabías de los veterinarios

Ser Veterinario no es un trabajo simple, ellos son los encargados de hacer que tu mascota mejore de salud, o bien también pueden estar al cargo de grandes cantidades de ganado, ya sea vacuno, porcino, ovino, o bien todos juntos. Visto de esta manera en todo momento y en toda circunstancia tienen continuo presión y mucha responsabilidad en sus manos. Te has preguntado qué piensan cuando los visitas? Y si, como en programas de T.V. han inseminado a una vaca? Bueno porque aquí te comentamos toda lo cierto verdad por encima de estos amigos de los animales.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

Entre las cosas que no le gustan a los veterinarios y las cosas que no sabias de ellos encontramos las siguientes:

  1. Que las personas contesten llamadas mientras están en una cita con su mascota. No hay nada que moleste más a un veterinario con el trabajo que tiene, que estar explicándote cosas y que le interrumpas puesto que tienes que contestar a una llamada. No interrumpas al profesional que está en ese instante con tu mascota.

 

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

 

2. Tener que recurrir a ellos por mascotas obesas. Es muy triste que les lleven animales obesos por que sus dueños nos los cuidan.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

3. Qué confundamos el centro veterinario con el parque del perro. En un ambiente tan hostil como el veterinario donde la mayoría de perros está sufriendo un nivel de estrés mayor al habitual, no conviene dejarlos sueltos ni permitir que correteen o huelan por todo el centro. Cada propietario debe velar puesto que su perro se mantenga calmado y en su lugar.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

4. Generalmente se quedan con los animales que no tienen una familia o que la misma no los quieren.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

5. No les gusta que lo ignores. ¿Cuántas veces te ha dicho el veterinario que no recetar al perro? ¿Cuántas veces te ha dicho que no les des alimento de casa? ¿Cuántas veces te ha prohibido que le des huesos? Entonces vienen las urgencias, los accidentes y los sustos. Y lo peor de todo… ¡Es que vuelven a cometer los mismos errores! Algo que los veterinarios no entienden.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

6. Se lastiman constantemente. Cuando están curando a tus mascotas en muchas ocasiones, se pueden lastimar pues no es sencillo lidiar con algunas mascotas molestas o incómodas con sus enfermedades.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

7. Es súper difícil para ellos poner a dormir a un animal.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

8. No pagarles sus servicios. Generalmente cobran poco y hay cosas que son costosas como una cirugía u operación de urgencia que acostumbra ser cara, los propietarios no tienen de que manera pagar. Muchas veces inventan cosas como que no pueden que no tienen, pagan con tarjeta de crédito y luego anulan el pago…

En fin, es de bien nacido ser agradecido, y si bien sea a plazos, en todo momento paga al profesional que ha salvado la vida a tu mascota, puesto que puede que en un futuro lo vuelvas a necesitar.

Deja un Comentario

Share This